Tecnologías de evaporación de GEA para una óptima producción de leche en polvo

GEA es un proveedor líder mundial que suministra sistemas de evaporación para toda una variedad de aplicaciones de leche en polvo. Con décadas de experiencia, comprendemos que elegir la tecnología de evaporación y tratamiento térmico adecuada es fundamental para conseguir una óptima calidad del producto y para conservar sus propiedades funcionales y físicas, tanto si su producto terminado es leche en polvo, un preconcentrado, o leche condensada o endulzada.

Calentamiento por contacto directo

Se ha constatado que incluso los tiempos de permanencia breves a temperaturas por encima de 70 °C tienen una gran repercusión en las propiedades de los productos. Además, como el uso de calentadores indirectos suele conllevar tiempos de permanencia incontrolados, los sistemas de contacto directo de GEA suministran calor instantáneo mediante la condensación directa del vapor en el producto. 

El calentamiento puede producirse con o sin fases regenerativas en función de los costes energéticos y/o el proceso térmico necesario, y nuestros sistemas se diseñan para cumplir con exactitud los requisitos de combinación de tiempo y temperatura del producto. 

El calentamiento por contacto directo constituye el estándar general en la industria láctea y aporta las ventajas siguientes:

  • baja viscosidad del concentrado
  • mejor calidad de la leche en polvo entera de reconstitución instantánea
  • polvos con un tratamiento térmico de bajo nivel (low heat powders), con mejores propiedades bacteriológicas
  • índices de nitrógeno de proteína de lactosuero (WPNI) a medida para polvo con tratamiento térmico de grado intermedio (medium heat powders)
  • mayor estabilidad térmica del polvo termoestable con tratamiento térmico de alto nivel (high heat powders)
Evaporador con ventilador MVR
Evaporador con ventilador MVR

Elección de la tecnología de evaporación correcta

Todos los sistemas evaporadores de GEA proporcionan un precalentamiento y tratamiento térmico para controlar la calidad microbiológica del producto, además de estar diseñados para reducir el consumo energético. 

 El breve tiempo de permanencia en el evaporador, con frecuencia solo 10–12 minutos, se traduce en beneficios que incluyen:

  • mínimo tratamiento térmico en el producto
  • arranque y parada rápidos
  • pocas pérdidas de producto
  • menos costes y tiempo de limpieza 

Evaporación por recompresión mecánica de vapor (MVR)

GEA ofrece su sistema de evaporación MVR como solución para aplicaciones lácteas en que la disponibilidad de vapor está restringida o es muy costosa. El sistema MVR utiliza ventiladores para comprimir el vapor generado durante la evaporación a una temperatura superior, para después reciclarlo en un condensador o terminador. El sistema MVR también puede equiparse con un separador envolvente que reduce considerablemente el espacio necesario, pero que también proporciona la eficacia elevada de un separador tangencial clásico. 

Otras ventajas de los evaporadores MVR son:

  • bajo consumo de energía (tanto al calentar como al enfriar)
  • potencia de recomprensión eléctrica (requiere menos vapor)
  • facilidad de manejo

Evaporación por recompresión térmica de vapor (TVR)

Los diversos evaporadores TVR de GEA obtienen la energía evaporativa en la primera unidad mediante un inyector de vapor que comprime el vapor de una de las unidades asociadas a mayor temperatura. El medio calefactor de cualquier unidad posterior es el vapor generado en la anterior. El vapor de la última TVR se condensa calentando el producto entrante. El condensado caliente puede reutilizarse para agua de caldera y/o de limpieza in situ (CIP).