Refrigeración crítica para procesado de productos lácteos

Descripción

GEA es un reputado proveedor de tecnología de procesos sofisticada para la industria de productos lácteos, con una experiencia que también abarca la refrigeración industrial. Nuestras soluciones de refrigeración incluyen desde compresores estandarizados hasta plantas de refrigeración llave en mano y sistemas diseñados a medida.

Refrigeración crítica para procesado de productos lácteos

Proporcionar la temperatura correcta en cada paso del proceso, tanto si se trata de queso como de leche en polvo, es fundamental para la calidad del producto. Gracias a nuestros sistemas inteligentes de control de compresor y planta y unos compresores altamente eficientes, podemos garantizar una refrigeración muy precisa. Durante el procesado de queso duro, por ejemplo, hay cinco fases que requieren una refrigeración y acondicionamiento especiales a una determinada temperatura:

  1. Entrada y proceso de preparación de la leche
  2. Proceso de pasteurización / termización 
  3. Proceso de refrigeración por agua y baño de salmuera
  4. Proceso de maduración 
  5. Proceso de almacenamiento y distribución

En las dos primeras fases, se necesita agua helada a una temperatura de +0,5/1,0 °C o agua fría a +2 °C con un caudal estable. Durante el prensado y maduración del queso, necesitamos suministrar agua enfriada a una temperatura entre 6-10 °C. Al mismo tiempo, las salas especiales para madurar y almacenar los quesos deben estar acondicionadas a la temperatura correcta. Como hemos mencionado antes, se requieren tres caudales de agua a distinta temperatura. Como la temperatura del agua se puede adaptar casi exactamente a las temperaturas requeridas del producto, nuestros clientes ahorran en costes energéticos. 

Compresores GEA de energía eficiente

Los compresores de pistón de la serie V de GEA demuestran su valor añadido gracias a una extraordinaria eficiencia COP cuando están en carga parcial. Con su monitor de control con ´visualización de tiempo´, hay un acceso en tiempo real a todos los parámetros, lo que permite indicar con precisión cuándo se requiere mantenimiento. Esta monitorización constante tiene un efecto positivo en la fiabilidad de la instalación y ahorra en costes de mantenimiento periódico. También se mejoran la eficiencia energética y la sostenibilidad gracias al uso de refrigerantes naturales. 

Reutilización del calor residual

Con relación al proceso de refrigeración de lácteos, GEA también consigue ahorros “ecológicos” mediante la instalación de bombas de calor industriales. Al identificar en cuáles procesos se puede recuperar el calor residual y desviarlo a otros procesos, como la pasteurización, coagulación, desuerado o limpieza, ayudamos a los clientes a cumplir sus objetivos de sostenibilidad y a ahorrar costes del proceso. GEA tiene la ambición de trabajar con sus clientes para individualizar soluciones sostenibles, respetuosas con el medio ambiente y altamente eficientes, de acuerdo con cada requisito. 

¿En qué podemos ayudarle?