Las válvulas de control asépticas se utilizan para el ajuste y control exactos de parámetros como el caudal, la presión, la temperatura o el nivel de llenado en plantas de procesado aséptico.

  • Las válvulas están diseñadas para utilizarse en las industrias alimentaria, de productos lácteos y bebidas, farmacéutica, química y cosmética.
  • En plantas de producción y embotellado son un dispositivo de control de caudal seguro, fiable y sólido.
  • El diseño modular de estas válvulas permite su integración en diversos procesos.
  • Temperatura de funcionamiento de hasta +150°C (+302°F), con aumento opcional hasta +240°C (+464°F)
  • CIP (Cleaning-In-Place) y SIP (Sterilizing-In-Place) a temperatura de hasta +160°C (+320°F)
  • Adecuada para aplicaciones con productos cáusticos o tóxicos