Tratamiento de aceites usados y lodos aceitosos

Los sectores industriales que trabajan con un gran número de máquinas tienen que almacenar, transportar y desechar grandes cantidades de aceite usado, que aumenta con cada cambio de aceite. La eliminación de este aceite usado representa un coste significativo. Como alternativa, el aceite usado puede convertirse en un recurso valioso gracias a las centrífugas de GEA. El aceite tratado puede utilizarse como combustible secundario de alto valor calorífico en determinados sectores o como aceite base para la producción de lubricantes. No solo se ahorran valiosos recursos, sino que también se reducen los costes.

Máximo aprovechamiento

waste oil

Los distintos orígenes y composición del aceite usado implican que su contenido en agua, aceite y sólidos pueda variar considerablemente. Las centrífugas separadoras y decantadoras de alto rendimiento de GEA ofrecen soluciones adecuadas para cualquier tipo de equipo de separación de aceite usado.

Los decantadores se usan principalmente cuando hay un elevado contenido en sólidos. Se puede instalar entonces un separador autolimpiable corriente abajo para refinar la valiosa fase líquida y separar las partículas sólidas más finas y el agua. Este alto grado de separación genera aceite que puede venderse como aceite base para generación de electricidad en lugar de desecharse a un coste considerable. El aceite limpio usado está muy solicitado como combustible en el sector cementero y en trabajos de metalurgia, por ejemplo. El agua generada durante el proceso ya no contiene aceite y puede desecharse con un mínimo impacto medioambiental.