La manipulación de la levadura es el proceso más importante en una fábrica de cerveza. Para la propagación ideal de la levadura – a fin de obtener una buena cerveza – es esencial un diseño higiénico de la planta. La calidad de la levadura se define por la conservación de su viabilidad y por su vitalidad. GEA ofrece todo lo necesario para una gestión completa de la levadura.